El reto de la humanidad en este siglo:

Frenar el cambio climático

La industria de la moda es, a día de hoy, la segunda industria que más emisiones de CO2 emite a la atmósfera, pero no tiene por qué seguir siéndolo.

Desde 2016 investigamos cómo hacer prendas más sostenibles y que generen menos emisiones, necesiten menos agua y recursos, y que además, puedan generar un impacto positivo en el planeta.

Nos aliamos con BCOME, plataforma pionera en transparencia textil, para medir todo el ciclo de vida de la prenda.

CO2

El CO2 es responsable del 53% del nivel de calentamiento global; la principal causa del cambio climático.Nuestro objetivo es conseguir reducir al máximo el consumo de energía de nuestras prendas en todo su ciclo de vida a través de diferentes estrategias y tecnologías.Así es como lo conseguimos: 

CO2

El CO2 es responsable del 53% del nivel de calentamiento global; la principal causa del cambio climático.Nuestro objetivo es conseguir reducir al máximo el consumo de energía de nuestras prendas en todo su ciclo de vida a través de diferentes estrategias y tecnologías.Así es como lo conseguimos: 

PET convencional

87.21%

Algodón convencional

93.86%

Algodón orgánico

67.06%


Porcentaje de ahorro de CO2 de nuestros tejidos Sepiia respecto a otros materiales. Datos reales medidos por BCOME.

Agua

El cambio climático está aumentando la presión sobre el agua, generando inundaciones, sequías y el aumento de los niveles del mar. Consumir menos agua es un elemento clave de las estrategias de adaptación para reducir los gases de efecto invernadero, y con ello mitigar el cambio climático.

Nuestras prendas necesitan un 87% menos agua que la misma prenda el algodón convencional en todo su ciclo de vida.

Así es como lo conseguimos:

PET convencional

85.42%

Algodón convencional

99.72%

Algodón orgánico

9.67%


Porcentaje de ahorro de agua de nuestros tejidos Sepiia respecto a otros materiales. Datos reales medidos por BCOME.

Químicos

El enriquecimiento de nutrientes o eutrofización es el impacto humano más común en las aguas dulces, suele tener su origen por los fertilizantes para los cultivos, detergentes y la actividad industrial.

La eutrofización tiene graves consecuencias para los ecosistemas donde se desarrollan. Más del 30% de la eutrofización de mares y ríos es culpa de la producción de ropa y muebles.

Por ello elegimos únicamente productos con las máximas garantías y certificados por prestigiosos laboratorios para nuestras producciones. De este modo, no usamos ningún producto perjudicial para el medioambiente.

Así es como lo conseguimos:

PET convencional

51.68%

Camisa algodón convencional

99.19%

Algodón orgánico

99.07%


Porcentaje de ahorro de eutrofización de nuestros tejidos Sepiia respecto a otros materiales. Datos reales medidos por BCOME.

Microplásticos

La ropa sintética es responsable de ⅓ de los micropásticos en los océanos, pero no todo el poliéster es igual.

Así conseguimos minimizar la descarga de microplásticos:

Esto es todo lo que hemos ahorrado desde 2017:

Antibacteriano

19.113.824 litros de agua

0 litros de agua

O lo que es lo mismo, suficiente agua para llenar  7,6 piscinas olímpicas

Antibacteriano

251.135 Kg de CO2 eq

0 Kg de CO2 eq

O lo que es lo mismo, suficiente CO2 para dar 19 vueltas al mundo en  coche

Bañador Tarifa
Bañador Tarifa
Bañador Tarifa
Bañador Tarifa
Bañador Tarifa
Bañador Tarifa

Conoce tu impacto, reduce tu huella

Bañador Tarifa

45,00 €

Un bañador que cuida de las aguas:

Cada bañador está hecho con 4 botellas de plástico recicladas evitando que acaben en el mar.

Del agua al coche en pocos minutos: con tecnología de secado rápido para adaptarse a lo que necesitas en verano. Confort y versatilidad dentro y fuera del agua.

Ha sido fabricada en el taller de Esther en Guimaraes, Portugal.

Lo que le ahorramos al planeta:

Ahorra un 94% de agua frente a la misma prenda en poliéster virgen.

Descubre nuestra colección